Éxodo 30:34-38

Entonces el SEÑOR dijo a Moisés: Toma especias, estacte, uña aromática y gálbano, especias con incienso puro; que haya de cada una igual (peso). Con ello harás incienso, un perfume, obra de perfumador, sazonado, puro y santo. Y molerás parte de él muy fino, y pondrás una parte delante del testimonio en el tabernáculo de reunión donde yo me encontraré contigo; santísimo será para vosotros.

El aceite de incienso es uno de los tantos mencionados en la Biblia, es conocido durante el tiempo de Cristo por sus poderes de unción y sanación. Fue uno de los regalos a Cristo en su nacimiento. "Se usaba para el tratamiento de todos los males imaginables por el hombre".

Es de mis aceites favoritos, me encanta usarlo en la piel por sus propiedades antioxidantes, viene incluido en kit Premium.